Presentación Custodia Urbana LPGC.

¿Es posible la implicación ciudadana en las tareas de cuidado urbano en Las Palmas de Gran Canaria? En muchos de nuestros barrios ya existen maravillosos ejemplos de iniciativas vecinales implicadas en la atención, gestión y disfrute de algunos espacios.

Este proyecto nace con el ánimo de conocer y visibilizar esfuerzos de personas y comunidades que se implican en el cuidado de nuestra ciudad; y reflexionar acerca de los conceptos, necesidades, implicaciones y oportunidades que presentan estas iniciativas en la gestión urbana.

Frente a las aproximaciones técnicas, las iniciativas ciudadanas -como los huertos autogestionados, la regeneración de solares o los jardines comunitarios- se despliegan como un nuevo abanico de prácticas, procesos y conocimientos alternativos, que complementan y abordan temas no contemplados anteriormente desde los instrumentos normativos y de gestión.

Por otro lado, desde el ámbito rural emergen y se consolidan prácticas que pueden ser tomadas como inspiración y referencia de nuevos modelos a trasladar al entorno urbano. Tal es el caso de la Custodia del Territorio, un conjunto de estrategias e instrumentos de diálogo e implicación ciudadana para la conservación y el buen uso de los valores y recursos naturales, culturales y paisajísticos a través de mecanismos de colaboración entre agentes.

El objetivo último del proyecto Custodia Urbana es propiciar una masa crítica emergente en relación a los roles tradicionales de la ciudadanía y las administraciones locales, que permita generar con el tiempo un nuevo discurso en torno a la gestión ciudadana de espacios urbanos. Se persigue crear conciencia, reflexionar e incidir en la necesidad de coproducir y poner en funcionamiento nuevos instrumentos que permitan la incorporación de la ciudadanía en la gestión y el cuidado de pequeños -o grandes- espacios urbanos en los barrios.

Este objetivo se materializa a través de un primer acercamiento a aquellas iniciativas y personas cuyas acciones son, de alguna manera, susceptibles de ser consideradas custodia urbana. Se trata de ponerlas en relación, visibilizar sus prácticas y conocer sus necesidades, dificultades y propuestas, así como sus capacidades y potencialidades.

Mediante los relatos y experiencias de aquellas personas que se involucran, de una u otra manera, en la atención y cuidado de sus barrios pretendemos acercarnos a cuestiones como las virtudes y retos de la autogestión, conocer las motivaciones que llevan a las personas a mantener sus entornos, la importancia de establecer lazos con otros agentes o las relaciones humanas que se generan a través de la gestión, uso y disfrute de ciertos espacios.

Dichas iniciativas y los testimonios de sus protagonistas quedarán registrados en formato audiovisual mediante videoentrevistas, que estarán recogidas en la página web del proyecto junto con el resto de información que se genere. De esta manera, se pretende facilitar el seguimiento del proyecto, pero también contribuir al debate y a la generación de conocimiento, posibilitando el acceso público a un material que pueda servir como punto de partida con el que transitar hacia otros procesos y modelos de gestión de los espacios urbanos en los barrios de la ciudad.

 

Sin comentarios

Publica un comentario